V CONVENCIÓN LÚDICA NACIONAL

La V Convención Lúdica se ha caracterizado por la ampliación de nuevos actos culturales promovidos por CEMUJ en colaboración con AGMT.

Ello ha permitido que además de las actividades de años anteriores, este año hayamos podido disfrutar del esfuerzo que a lo largo del año realizan diversos grupos de colectivos de mayores con ensayos de coro, teatro, baile, ... en pro de mantener la actividad física, mental y social de los asociados y, llegada esta Convención Lúdica, ofrecer distracción y divertimento a todos los asistentes y participantes de la Convención.

Comenzamos la semana disfrutando de un magnifico concierto de música ofrecido por las bandas de música de jubilados de Lliria y del Horta Sud, junto a las cuales participó el coro de GMT Valencia. Entre las diversas opiniones y comentarios que este concierto produjo, resaltaremos “sólo por esto merece la pena cruzarse España”.

La presentación oficial del recientemente creado grupo de teatro en GMT Valencia fue un éxito total y recrearon a todo el auditorio con su buen hacer. Cerró el acto con una breve pero magistral interpretación su director D. Tomás Tomás.

Se organizaron dos marchas de senderismo, una de nivel medio a la sierra de Bernia y otra de nivel bajo al faro del Albir, diversas excursiones, clases de bailes, juegos de mesas, concurso de sudoku, .... realizándose en la última jornada la entrega de reconocimientos.

El “cremat alacantí” fue una experiencia gratificante y difícil de olvidar por quienes participaron y se deleitaron con el néctar que se elaboró bajo los conjuros valencianos.

GMT Alicante organizó dos excursiones, a las que invitaron a un centenar de asistentes de las provincias más alejadas, y que agasajaron con un recorrido turístico por la capital, subida al castillo y finalizaron la visita con un ágape que les tenían preparado en su local social.

El espectáculo de la Sala de Fiestas Benidorm Palace, difícil de ver en otras ciudades, es un complemento más a las actividades realizadas.

En síntesis, una semana inolvidable y que responsables de Grupos Provinciales entendieron que el próximo año promoverán la participación de sus asociados.

UN CONCIERTO MEMORABLE

El pasado 4 de Noviembre el Tele – Cor participó en el concierto organizado por la CEMUJ (Confederación Europea de Músicos Jubilados) para celebrar el congreso de CEMUJ en Benidorm y también dentro de la Convención Lúdica que organiza nuestra asociación todos los años por estas fechas. El lugar del concierto era la magnífica y enorme sala del Benidorm – Palace.

Además de nuestro coro, participaron la Banda de Músicos Jubilados de Els Majors d L’Horta Sud y la Banda de Músicos Jubilados de UDP Lliria, Camp de Turia y Serrans.

Las dos bandas interpretaron piezas difíciles, que requieren mucho ensayo, pero con maestría y buen hacer y que gustaron mucho a la concurrencia, sobre todo los Lliria.

Los del Tele Cor subimos al escenario para cantar en el intermedio entre las dos bandas. Interpretamos seis canciones (nos hubiera gustado hacer algo más, pero el tiempo era limitado), de las que cabe destacar el Boga, Boga y la Serra de Mariola, y obtuvimos generosos y también merecidos aplausos a nuestro esfuerzo.

Pero lo mejor estaba por venir. Cuando terminó la banda de los jubilados de Lliria, el coro subió al escenario para cantar, acompañados por esta banda y dirigidos por su director titular J.M. Gómez de Edeta, el Va Pensiero, el Coro de los Esclavos Hebreos de la ópera de Verdi, Nabuco. Estábamos inquietos porque no habíamos realizado ningún ensayo conjunto con la banda, pero el director nos dio confianza. Desde arriba mirábamos al patio de butacas pero por efecto de la iluminación no podíamos ver a nadie, no se veían las caras y eso creaba dudas en el coro. Pero el director levantó las manos y empezamos a cantar. Sentimos que acoplábamos  bien con la banda, que el director nos daba una gran seguridad en el ritmo, en las entradas y en los matices y nos fuimos afianzando, nos fuimos creciendo y la emoción empezó a invadir a todos los del coro. El final fue apoteósico, antes de terminar ya estaba el público aplaudiendo y puesto en pie. Fue, sin duda, uno de los mejores momento, quizá el mas emotivo que hayamos disfrutado los del coro. Por vivir esos momentos vale la pena el sacrificio de ensayar y ensayar. Se nos pusieron los pelos de punta y algunas compañeras lloraron de la emoción.

Como final del concierto, subió al escenario la banda de l’Horta Sud y todos juntos interpretamos el Himno de Valencia. La emoción subió en intensidad y la comunión con todo el público (había gente de toda España), puesto de pie y cantando con nosotros fue una experiencia que siempre recordaremos. Fue un concierto memorable.